Criminalizada por ser mujer y pobre


“Celebramos la absolución de María Ovando, acusada por el delito de abandono de persona tras la muerte de su hija de tres años como consecuencia de un grave cuadro de desnutrición”, sostuvo Virginia Linares.

Y agregó: “El caso Ovando es un claro ejemplo de una mujer criminalizada por el solo hecho de ser mujer y pobre. María fue víctima de todo tipo de violencia y de un Estado ausente que la abandono a ella y a sus hijos durante años”.

“María y sus hijos vivían en una situación de extrema pobreza. Su único ingreso era un mísero sueldo de $140 por mes para mantener a sus ocho hijos. La situación de Ovando no es un hecho aislado en la provincia de Misiones, que cuenta con uno de los mayores índices de pobreza e indigencia a nivel nacional. Esta situación se repite en numerosos puntos del país. Miles de familias, niñas y niños se encuentran en la misma situación de vulnerabilidad, olvidados por un Estado que no los contiene y protege”, finalizó la legisladora del GEN en el FAP.

Share Button

Artículos relacionados

Publicado en Novedades